Come con inteligencia - ONIE Project

Come con inteligencia

Posted by ONIE Project on 01/28/2016

La mayoría de nosotros queremos mejorar nuestra salud; hay varias dietas que nos pueden  ayudar a hacerlo. Las dietas que eliminan los carbohidratos o grasas y que se enfocan en consumir mucha proteína no son saludables sin importar lo que estas digan. Nuestros cuerpos necesitan una alimentación que incluye a los carbohidratos, proteínas y grasas para estar bien. Cincuenta millones de estadounidenses hacen dieta cada año pero sólo un 5% consiguen mantener sus logros. La mejor manera de convertirse en una persona más saludable es haciendo pequeños cambios, 2 o 3, a tus hábitos alimenticios.  Los cambios pequeños son realizables y es más probable que con la práctica se conviertan en hábitos saludables.

ONIE ofrece algunos ejemplos que podemos seguir para comer saludable todo el año. Elige 2 o 3 ¡e impleméntalos! 

  • Comienza el día con un desayuno saludable. No necesita ser algo complicado pero trata de comer alimentos de algunos de los grupos: granos (avena o tostada integral), proteína (huevo o nueces), fruta (manzana o banana), y lácteos (leche al 1%). 
  • Ten refrigerios saludables a la mano: Haz que la opción saludable sea la opción más fácil. Las frutas y vegetales son excelente remplazos para los chips y galletas saladas y dulces. 
  • Lleva tu almuerzo/lunch: Esto puede ser tan fácil como llevar restos de la merienda del día anterior o preparar algo simple pero saludable como un sándwich hecho de pan integral y que incluya vegetales. Consejito: Planea tu lonchera con anticipación así evitarás empacar al apuro. Encuentra recetas saludables y de preparación rápida aquí. 
  • Elige  agua: Remplaza las bebidas azucaradas con agua. Esto te ayudará a mantenerte hidratada y eliminará calorías  extra de tu dieta. Comienza tomando una soda menos esta semana, continúa reduciendo tu consumo hasta que sólo te permitas tomar soda en ocasiones especiales.
  • Chequea tu plato: Asegúrate de que la mitad de tu plato contenga frutas y vegetales. ¡Añádele más color incluyendo tus vegetales o frutas favoritas!
  • ¿Con hambre entre comidas? Trata de comer refrigerios altos en fibra como las nueces, vegetales, frijoles, y frutas como la banana y manzana, para que te sientas satisfechas hasta la próxima comida. La fibra estimula la digestión y ayuda a regular el colesterol.
  • ¡Déjalo en la tienda! Recuerda esta frase cuando estés de compras.  Los alimentos no saludables son una tentación especialmente cuando estás con hambre. Si ves algo que te tienta, aléjate y déjalo en la tienda.  ¡Si no está en tu alacena no lo comerás!
  • Otros cambios simples:
    • Elige pastas integrales. ¡Éstas añadirán fibra a tu dieta y te mantendrán llena por más tiempo por el mismo precio que las otras!
    • Elige carnes magras por ejemplo carnes 90% magra, 10% grasa. Pueden costar un poco más pero pagarás más por proteína saludable y no grasa.
    • Elige vegetales frescos, congelados o enlatados sin sal añadida. Esto ayudará a mantener el nivel de sodio de tu dieta bajo. Revisa nuestra herramienta 1 por 1 para más información.

 - Proyecto ONIE

 

Share:

Watermelon
Contact

Please click the link below to get in touch with a member of our staff.

Contact ONIE
Connect

Connect with us and share with your friends!

Peach